Cómo preparar una bici para las excursiones de verano

preparar una bici

Cómo preparar una bici para las excursiones de verano

Cómo preparar una bici para las excursiones de verano
5 (100%) 5 votes

Con el buen tiempo, llega la temporada de hacer actividades al aire libre y salir en bici es una buenísima opción. ¿A quién no le apetece una escapada en familia al campo y en bici? Piensa que sirve como medio de transporte y que puede ser disfrutada por grandes y pequeños. Si tienes pensado hacer rutas y excursiones familiares en bicicleta a lo largo del verano, no puedes perderte este nuevo artículo del blog de Mi Bicicleta Holandesa. Desde nuestro taller de bicis te damos algunos útiles consejos para preparar una bici para las excursiones de verano.

Puesta a punto de una bici

Lo primero que se debe hacer para preparar una bici para una excursión es una buena limpieza, especialmente si llevas mucho tiempo sin usarla. Es recomendable aprovechar para adecentarla cada vez que se limpia el garaje o el lugar donde la tengas guardada. Así como antes de hacer una excursión o una ruta. Un buen manguerazo a tu bici puede ser un buen inicio. Después, tanto para la cadena de la bicicleta como en los cambios deberías usar un desengrasante. Si la grasa no está muy adherida, va a bastar con darle con una esponja con jabón. La primera fase de la puesta a punto concluye con un aclarado y un secado al aire libre.

Revisión de frenos y ruedas

Es obligatorio revisar los frenos y las ruedas de la bici para garantizar la seguridad antes de cada salida familiar. Hay que revisar que las ruedas estén bien centradas con el cuadro y que los cierres estén apretados apropiadamente. También hay que asegurarse de que la presión de los neumáticos es la correcta. Y si no es así, tendrás que inflarlas antes de salir.

Para los frenos de la bici, habrá que realizar una revisión completa. Verifica que tanto los cables como las zapatas o bien pastillas de las pinzas (si los frenos son de disco), se encuentra en buen estado.

Revisión los cambios

Si no usáis las bicis desde el verano pasado, es posible que la transmisión se haya desajustado con el tiempo. En tal caso, tienes que emplear un destornillador para ajustar los tornillos que acompañan al cambio trasero y los que regulan el desviador de los platos. Y también tendrás que revisar la tensión de los cables que parten desde el manillar de la bici.

Para lubricar la cadena, tendrás que recurrir a un aceite fino. En nuestra tienda de bicis te podremos aconsejar sobre este aspecto de manera personalizada.

Revisión de los accesorios

Es fundamental que la altura del sillín sea la adecuada. Recuerda que los peques no paran de crecer y que es posible que sea necesario regular el sillín antes de cada excursión en bici.  También debes asegurarte de que timbre funciona, para que los niños puedan avisar si ocurre algún problema. Así como de que cada una de las bicis lleva incorporado un portabidones para bicicletas. Recuerda que montar en bici es un ejercicio físico muy intenso, por lo que es importantísimo mantenerse hidratado.

Si tienes alguna duda sobre cómo preparar una bici para salir de excursión o quieres dejar esta tarea de puesta a punto de bicicletas en manos profesionales, puedes ponerte en contacto con nosotros sin compromiso. Desde Mi Bicicleta Holandesa te atenderemos de manera personalizada.

No Comments

Post A Comment